Moreno-Luque. Abogados

Moreno-Luque Abogados

ACTIVA.
UN CASO EJEMPLAR DE RESISTENCIA FRENTE A LOS ABUSOS.

Acciones contra la CNMV y contra los responsables del fondo

Nuestro Bufete, respondiendo a la demanda de legalidad, de eficiencia y de imparcialidad de un importante número de partícipes afectados por el colapso del fondo Santander Banif Inmobiliario, elaboró un plan de actuación para la protección de los intereses patrimoniales de los partícipes, después de analizar en profundidad la evolución de este fondo, que terminó en la suspensión de los derechos de reembolso y en la liquidación encubierta y descontrolada del mismo, y de estudiar asimismo el desconcierto y la confusísima situación creada por el Santander y la CNMV.

Nuestros analistas estudiaron las causas próximas y remotas del colapso del fondo y lo anómalo de su naturaleza financiera y jurídica que nada tenía que ver con la de un fondo inmobiliario y sí con un instrumento financiero destinado simplemente y llanamente a la expoliación de los partícipes y al enriquecimiento de sus promotores, comercializadores, gestora y depositario. Dado que el fondo siempre estuvo en situación de pérdidas de explotación, los reembolsos fueron posibles gracias a las suscripciones en un típico esquema piramidal.

Dicho plan tuvo como objetivo prioritario impedir la pretensión de la gestora y del depositario de liquidar el patrimonio del fondo, propiedad de los partícipes, sin la necesaria información, planificación y control y, por si fuera insuficiente, cobrando unas comisiones de gestión y de depositaría, inadecuadas en una situación como la presente de naturaleza concursal, y más si se tiene en cuenta las cantidades ya cobradas por ambas, en concepto de comisiones explícitas, calculadas en función del patrimonio y absolutamente desproporcionadas en relación con los pésimos resultados obtenidos.

Asimismo, el plan pretende la indemnización de los daños y perjuicios que se hayan causado o se causen en el patrimonio del fondo con ocasión o como consecuencia de la actuación de los poderes públicos (Comisión Nacional del Mercado de Valores, Banco de España y Ministerio de Economía). Igualmente, el plan persigue conseguir la correspondiente indemnización de las entidades supervisadas implicadas en el fondo Santander Banif Inmobiliario por los daños y perjuicios que hayan causado o causen con ocasión o como consecuencia de su actuación. La indemnización de daños y perjuicios tendría que deslindar la cuota de responsabilidad de los supervisores y de los supervisados.

A estos efectos, y con el objeto de hacer posible una actuación colectiva, minimizando los costes e incrementando los medios y la eficiencia, se constituyó una asociación denominada "Activa", que cuenta actualmente con más deĀ 700 asociadosĀ y mantiene varios procedimientos judiciales contra las personas e instituciones responsables del colapso del fondo.

Activa es un caso ejemplar de resistencia frente a los abusos. Sorprende que ante la fachada de la CNMV y del Banco de España se haya podido comercializar un fondo especulativo a inversores con un perfil conservador y de riesgo bajo con un horizonte temporal de permanencia de 3 a 5 años. El fondo se dedicaba a comprar inmuebles con el dinero de los partícipes para su explotación en alquiler en exclusivo beneficio del Santander.

El éxito que tuvo la Asociación Activa con el caso Santander Banif Inmobiliario, originó que los partícipes recuperaran 2.700 millones de euros.

En efecto, el 3 de diciembre de 2010, el Grupo Santander comunicó su decisión de levantar la suspensión de reembolsos a 43.000 familias aportando al fondo Santander Banif Inmobiliario la cantidad de 2.700 millones de euros. No obstante la Asamblea General Extraordinaria de Activa acordó continuar las acciones judiciales emprendidas hasta lograr íntegro resarcimiento de los quebrantos ocasionados a sus asociados.

 
Moreno-Luque Abogados
morenoluque@icam.es